lunes, 11 de junio de 2018

La app oficial de La Liga espía tu micrófono y ubicación para detectar bares que ponen fútbol sin licencia


NOTICIA DE XATAKANDROID.COM


El temor a que las aplicaciones usen el micrófono o la webcam de nuestros dispositivos para espiarnos crece cada vez más, y no por falta de razones. La última, la aplicación oficial de La Liga española, que además de brindarte toda la información sobre lo ocurrido en el terreno de juego dobla funciones como chivato de bares u otros establecimientos que ponen los partidos sin su correspondiente licencia.

Para lograrlo, usa el micrófono de tu teléfono para hacer una especie de "Shazzam" de partidos de fútbol. Si hay una coincidencia, La Liga toma buena nota de la ubicación del dispositivo para cotejar si se trata de una retransmisión sin licencia o no.

Eres un chivato, "sin saberlo"
Esta función de espionaje difícilmente podría decirse que sea un secreto, pues gracias a las bondades de la GDPR, la aplicación necesita informarte de esta recolección de datos la primera vez que la abres. Eso sí, como puedes leer, en un párrafo de siete líneas, la mención a la detección del fraude llega convenientemente en la quinta línea, probablemente deseando que te canses de leer antes y lo pases por alto.

Lucha contra el fraude en la retransmisión de eventos deportivos de La Liga es normal, tal y como se explica en una nota especial que se ha añadido en la propia aplicación. Lo que quizá no es tan normal es usar a los usuarios de una aplicación para ello, cuando la app es de algo totalmente distinto: información sobre La Liga. Estos usuarios se convierten en chivatos, en muchos casos sin saberlo.

No falta ironía en el asunto tampoco, pues el propio usuario es el que delata al bar en el cuál está viendo el fútbol, en cierto modo boicoteándose a sí mismo la diversión futura. En la nota se concreta que La Liga no tiene acceso al contenido de las grabaciones de audio, sino únicamente a tu dirección IP, tu número de usuario en la app, así como si estás viendo un partido de fútbol de La Liga... y dónde.

La nota aclaratoria incluida en la propia aplicación casi deja más incógnitas de las que resuelve. Una, importante, es el uso de datos. Que tu móvil esté constantemente enviando fragmentos de audio (o códigos binarios, como se establece en la nota) debe tener algún coste.

No se menciona gran cosa al respecto, más allá de que la recolección de datos a través del micrófono sólo sucede coincidiendo con horarios de partidos de fútbol de La Liga. Algo es algo, pero los horarios con partidos de fútbol abarcan una gran cantidad de horas a la semana, ¿significa eso que la app está enviando datos todo este tiempo, a la busca de un partido?

Otro punto a tener en cuenta es la eficacia de este método de detección de fraude. En la gran mayoría de las ocasiones, la gente ve el fútbol en interiores, lo cual implica que el GPS no estará operativo. La ubicación será, por tanto, aproximada. Tampoco es el sistema suficientemente preciso como para detectar si se está viendo el fútbol en el bajo o en el quinto piso de unas mismas coordenadas, así que estos datos serían más bien unas primeras pistas, para nada concluyentes.

Qué puedes hacer al respecto
Si lo expuesto anteriormente te parece mal, lo mejor que puedes hacer es desinstalar la aplicación. Seamos sinceros, la aplicación tampoco es tan buena como para que sea insustituible. El propio Google y su Asistente te permite seguir el progreso de tus equipos favoritos en tiempo real.

Si prefieres la aplicación oficial de La Liga, lo mejor que puedes hacer es ir a la ventana de información de la aplicación (Ajustes - Apps - La Liga) y tocar en Permisos. Aquí podrás deshabilitar el permiso para acceder al micrófono y a la ubicación. La app te los seguirá pidiendo de vez en cuando, pero si marcas la casilla "no volver a preguntar", te dejará en paz.

|----------|

The fear that applications use the microphone or webcam of our devices to spy on us grows increasingly, and not for lack of reasons. The last, the official application of the Spanish League, which in addition to giving you all the information about what happened on the pitch doubles functions such as sneak bars or other establishments that put the matches without their corresponding license.

To achieve this, use your phone's microphone to make a kind of "Shazzam" of football matches. If there is a match, La Liga takes good note of the location of the device to check if it is a retransmission without a license or not.

You are a snitch, "without knowing"
This espionage function could hardly be said to be a secret, because thanks to the benefits of the GDPR, the application needs to inform you of this data collection the first time you open it. Of course, as you can read, in a paragraph of seven lines, the mention of fraud detection arrives conveniently in the fifth line, probably wishing you to get tired of reading before and pass it by.

Fight against fraud in the broadcasting of sporting events of La Liga is normal, as explained in a special note that has been added in the application itself. What is perhaps not so normal is to use the users of an application for it, when the app is something totally different: information about La Liga. These users become snitches, in many cases without knowing it.

There is no lack of irony in the matter either, since the user himself is the one who gives away the bar in which he is watching football, in a way boycotting himself the future fun. In the note it is specified that La Liga does not have access to the content of the audio recordings, but only to your IP address, your user number in the app, as well as if you are watching a La Liga football game ... and where.

The explanatory note included in the application almost leaves more unknowns than it solves. One, important, is the use of data. That your mobile is constantly sending audio fragments (or binary codes, as stated in the note) must have some cost.

Not much is mentioned about it, beyond that the data collection through the microphone only happens coinciding with schedules of La Liga football matches. Something is something, but the schedules with football matches cover a large number of hours a week, does that mean that the app is sending data all this time, looking for a match?

Another point to keep in mind is the effectiveness of this fraud detection method. In most cases, people watch football indoors, which means that GPS will not be operational. The location will therefore be approximate. Neither is the system precise enough to detect if you are watching football on the ground or on the fifth floor of the same coordinates, so these data would be rather first tracks, not at all conclusive.

What can you do about it
If the above seems wrong, the best thing you can do is uninstall the application. Let's be honest, the application is not so good as to be irreplaceable. Google itself and its Assistant allows you to follow the progress of your favorite teams in real time.

If you prefer the official La Liga application, the best thing you can do is go to the application's information window (Settings - Apps - La Liga) and touch on Permissions. Here you can disable the permission to access the microphone and the location. The app will keep asking you from time to time, but if you check the "do not ask again" box, it will leave you alone.

No hay comentarios: